Regresa la pesadilla: sarampión, poliomielitis y difteria

Desde hace varios años, o en algunos casos décadas, ciertas enfermedades como el sarampión, la poliomielitis y la difteria, se consideraban controladas e incluso erradicadas de muchos de los países de nuestra región, pero de un tiempo a la fecha se ha visto como éstas resurgen y ello debido a motivos religiosos o principalmente por la proliferación de los grupos antivacunas, los cuales son considerados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como uno de los 10 riesgos más importantes para la salud en el mundo.

CAMPAÑAS ANTIVACUNAS

La campaña antivacunas en el mundo comenzó en 1998 a raíz de la publicación de un artículo que relacionaba la aplicación de la vacuna triple viral con el autismo. Aunque esa información fue desmentida y considerada fraudulenta, el mito persiste hasta la actualidad. Hoy, se puede afirmar que los movimientos antivacunas han propiciado que enfermedades como el sarampión, erradicada en América en septiembre de 2016, regresen con casos en países como Estados Unidos, Venezuela, Argentina, Canadá, Chile y México, y en Europa en Grecia, Croacia e Italia.

LAS VACUNAS SON SEGURAS
La OMS señala que las vacunas son seguras. Todas las vacunas aprobadas son sometidas a pruebas rigurosas a lo largo de las diferentes fases de los ensayos clínicos, y siguen siendo evaluadas regularmente una vez comercializadas. Los científicos también siguen constantemente la información procedente de diferentes fuentes en busca de indicios de que una vacuna pueda tener efectos adversos.

DÉCADAS DE TRABAJO EN RIESGO
El rechazo a las vacunas se convertirá en uno de los principales retos a los que se enfrentará la salud mundial, rechazo que propicia la aparición y extensión de enfermedades inmunoprevenibles como el sarampión y la influenza. La Organización Mundial de la Salud indicó que los antivacunas ponen en riesgo el avance que se ha tenido en décadas de trabajo y campañas de vacunación alrededor del mundo.

SARAMPIÓN CUNDE EN ESTADOS UNIDOS
El reciente brote de sarampión en Estados Unidos ya alcanza cifras históricas. Los expertos están preocupados y afirman desconocer cuándo parará la ola de infecciones. Hasta el último día de mayo pasado, las autoridades de salud de ese país reportaron 971 casos en lo que va de 2019, la cifra más alta desde 1992. El sarampión, antes común en Estados Unidos, se redujo a una enfermedad casi erradicada después del inicio de las campañas de vacunación en la década de 1960.

NUEVA YORK, EL “FOCO DE INFECCIÓN”
La enfermedad se ha registrado en 26 estados, pero la vasta mayoría se ubica en la ciudad de Nueva York. El brote de sarampión en la ciudad comenzó en octubre pasado y es el mayor a nivel local en la Unión Americana en casi 30 años. Comenzó cuando algunos niños del barrio judío no vacunados visitaron Israel, donde había un brote, y regresaron a Nueva York. Más de 500 casos fueron diagnosticados en dos vecindarios de Brooklyn, principalmente entre menores sin vacunar de comunidades judías ortodoxas.

ENFERMEDADES QUE RESURGEN

SARAMPIÓN
En diciembre de 2014, en un parque de Disneylandia, surgió un brote de sarampión, enfermedad que estaba erradicada en Estados Unidos desde el 2002. En otros puntos del país se registraron brotes con cifras de 668 infectados. En Latinoamérica se han registrado brotes en seis países, México incluido.

TOS FERINA
En 1970, esta enfermedad se consideraba controlada pero una epidemia se desató en 2014 en Estados Unidos, llegando a contabilizar más de 10 mil casos que para 2018 ya eran casi 18 mil.

POLIOMIELITIS
Aunque los casos reportados por poliomielitis salvaje han disminuido de manera considerable en el mundo, todavía existen casos latentes en zonas donde por conflictos bélicos no se puede dar inmunidad a los niños. La OMS indica que solo tres países aún tienen casos de contagios por polio: Nigeria, Afganistán y Pakistán.

DIFTERIA
En 2016, se registraron en el mundo más de siete mil casos de difteria, la mayoría de ellos en India, Indonesia y Madagascar. En Latinoamérica, se reportan casos de esta enfermedad en países como Colombia, Haití y Venezuela.

MITOS Y REALIDADES DE LAS VACUNAS

Cada año, las vacunas evitan más de seis millones de muertes y previenen discapacidades importantes

MITO: Con una buena higiene, no es necesario vacunarse
REALIDAD: Existen enfermedades que solo se pueden prevenir con una vacuna

MITO: Si una enfermedad es erradicada en el país, ya no es necesaria la vacuna
REALIDAD: La única enfermedad erradicada mundialmente es la viruela y ya no es necesaria la vacuna

MITO: Ponerse más de una vacuna puede sobrecargar el sistema inmunológico
REALIDAD: Hace 30 años, las personas recibían una mayor cantidad de antígenos y no pasaba nada

MITO: Las vacunas contienen un metal llamado mercurio y eso es muy peligroso para la salud
REALIDAD: Antes se utilizaba en pequeñas cantidades el mercurio pero hoy las vacunas, para menores de 6 años, no lo contienen

MITO: Las vacunas causan autismo
REALIDAD: No hay evidencia científica que respalde esa afirmación

1
Comparte tu denuncia con nosotros.
Powered by